Icono Riego por goteo

Aplicaciones

Maíz

cultivo de maíz

El cultivo de maíz

Para lograr un cultivo óptimo del maíz, debemos tener en cuenta la rotación de cultivos cuando se elige el lugar de los campos para la siembra del maíz. Es importante saber que el maíz puede seguir a cualquier otro cultivo, excepto al propio maíz y al sorgo. No es recomendable cultivar maíz en la misma parcela a intervalos menores de 3 años. También hay que tener en cuenta otras particularidades del cultivo del maíz, como son:

  • Existe una constante necesidad de combatir las enfermedades de suelo.
  • El maíz es un cultivo que posee un sistema de raíces bien desarrollado y necesita de un suelo profundo y sin compactar; exigente en agua en el orden de unos 5 mm al día, los sistemas más utilizados son el de aspersión y riego localizado por goteo subterráneo.

Sus necesidades hídricas van variando a lo largo del ciclo de cultivo, lo que requiere un adecuado manejo del sistema de riego, ajustado a las distintas demandas del mismo

Nuestra experiencia en el cultivo del maíz

NaanDanJain tiene muchos años de experiencia regando el cultivo del maíz.

El riego moderno puede aumentar la productividad del cultivo, obteniéndose como resultado un mayor rendimiento y una menor utilización de agua y fertilizantes.

El maíz es una de las fuentes principales para la producción de biocombustibles. Las consideraciones económicas de la agricultura de biocombustibles pueden ser justificadas si se adoptan tecnologías de riego de avanzada.

La siguiente información le ayudará a maximizar los rendimientos e ingresos provenientes del cultivo del maíz.

El maíz es un grano que fue cultivado por primera vez por poblaciones indígenas de América Central en tiempos prehistóricos.

Actualmente el maíz es el cultivo más difundido en el mundo, seguido por el arroz y el trigo. Los Estados Unidos producen aproximadamente el 50% del maíz cosechado en el mundo, otros países de gran producción son India, Brasil, México, Francia y Argentina. El maíz puede ser consumido como alimento o utilizado para la producción de harinas, almidón, aceite, biocombustible, alimento para animales, etc.

El maíz es un cultivo anual de verano. Normalmente se siembra al final del invierno y se cosecha durante el verano, a pesar de que en ciertas regiones se cultiva durante todo el año. El cultivo requiere un clima cálido y un riego constante y confiable.

El período de crecimiento es de 75 a 80 días cuando se cultiva para obtener granos y de 110 a 115 días cuando se cultiva para forraje. Los rendimientos promedio dependen de distintos parámetros, tales como la especie del maíz, la región en la que se cultiva, y el momento de la siembra. Los rendimientos pueden variar entre 15 y 25 tons/ha de mazorcas (10 a 12 tons/ha de granos).

Cuando se cultiva para forraje, los rendimientos pueden alcanzar las 20 a 30 tons/ha, como materia seca.

*Nota: Ver PDF para descargar información completa.

 

Si desea obtener más información descargue la ficha técnica

Comparte esta aplicación en:

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email

Productos relacionados con esta aplicación